Las sombras del cosplay: No seas cosplayer

            Y nada más ver el título de la entrada os preguntareis ¿y por qué alguien que se precia de saber lo suficiente de cosplay como para ponerse a escribir sobre él, me dice que no sea cosplayer?

Fácil, querido lector. Ser cosplayer implica entrar dentro del submundo de los cosplayers, comenzar a ver las críticas, incluso, si eres un cínico, participar de ellas. Ver la competencia que hay (ojo, la NO ligada a las concursos, sino la de odios y celos sin fundamentos). Mientras que hacer cosplay implica tan sólo eso, ponértelo y disfrutarlo (te lo hagas tu mismo o no).

Tras muchos años, he encontrado una clara diferencia entre quien se llama a si mismo cosplayer y quien te dice “yo hago cosplay”.

Lo más seguro es que al cosplayer lo encuentres opinando por Facebook, seguramente hasta tenga un blog personal en donde, al menos en los primeros posts, explicaba los procesos de las cosas que iba haciendo y te contaba como se lo había pasado en tal o cual evento. Si sigue cuidando el blog, y ha ganado algo de fama, ahora se preciara de opinar sobre los resultados de tal o cual concurso, y si ya se le ha ido de madre, habrá incluso opiniones sobre tal o cual cosplayer (por supuesto, con críticas, no he encontrado ningún artículo de opinión sobre ningún cosplayer que sea para alabarlo).

La persona que “hace cosplay” no tiene blog, o si lo tiene es únicamente de tutoriales, y normalmente lo tiene abandonado, puesto que tiene cosas más importantes que hacer. Cuando te habla de cosplay, te cuenta cómo lo hace y por qué le apasiona, y sobre lo bien que se lo pasa con sus amigos, o lo mucho que molaba el Iron Man que se encontró el año pasado (el cual, lo machacó en el concurso, pero eso no le importa).

El cosplayer habla de lo mucho que cuestan (ya sea en horas de trabajo o en precio de materiales) sus cosplays, y de lo chulos que son. Depende de su nivel de egocentrismo, incluso te dirá que tu no podrías conseguir una calidad como la suya. Y por supuesto ¡no lo toques! Lo que sea que fueras a tocar, desde una armadura a una peluca, es demasiado caro y con demasiada calidad para tus manos.

El que hace cosplay te volverá a contar lo divertido que es, te dirá que por 5€, cartón y mejunje Art Attack, te puedes apañar un algo para ir a juego con él, y que ya te presta algo de lo que encuentre por el armario para que pruebes a ver si también te pica el gusanillo del cosplay y te vas con él a un salón (y te garantizo, que si te vas con él, te lo pasarás bomba, aunque sea vestido de caja de cartón del Metal Gear).

Con todo esto solo os quiero decir: Haced cosplay, disfrutadlo, construidlo sin estrés, disfrutad la elaboración, no miréis a los de alrededor. En el evento: chillad, gritad, emocionaros, haceros fotos, concursad por el placer de tener un vídeo de malísima calidad de vuestro paso por el escenario y del recuerdo de como superasteis la vergüenza de subir para lucir vuestro trabajo. Revolcaros por el suelo (si es que la movilidad del traje os lo permite), coged en brazos a los niños que se escapen corriendo de sus padres para abrazaros. Saludad con entusiasmo a quien se os quede mirando o señalando de lejos porque os ha reconocido (ya sea a vosotros, o al traje). Posad como profesionales para las fotos, volved afónicos y con agujetas a casa. Y, sobretodo, conseguid que cuando miréis el traje guardado en el armario o en una caja se os ponga una sonrisa en la cara por los buenos recuerdos.

No seáis cosplayers, que la envidia y el egocentrismo, son muy feos.

PD: me gustaría hacer este espacio compartiendo mas opiniones. Sobretodo me gustaría hacerlo mucho mas crítico.
Si quieres publicar algo, una queja, una opinión, contar alguna experiencia o incluso consultar sobre algo ¡cuenta conmigo! escríbeme a leona.lafuerzararuna@gmail.com y te publicaré como anónimo o te contestaré por medio de una publicación nueva en el blog.
¡Cuéntame tus experiencias en el cosplay! dime si estas de acuerdo con lo que digo, o si al contrario, te parece que vivo en otro mundo porque nunca habías escuchado nada sobre los problemas que aquí expongo.

Comentarios

  1. Yo, que ni soy cosplayer ni hago cosplay ni casi me disfrazo por jalogüin he visto este mundillo de cerca y apesta. En serio, desde que todo lo "friki" está de moda, la gente que se ha unido al tren se dedica a criticar y a trolear de tal manera que pienso que cuanto más lejos de ese mundillo, mejor.

    Y no lo digo por problemas que me hayan pasado a mí ni a conocidos míos, es simplemente por lo que leo en internet. En serio, ni aún haciéndo un cosplay PERFECTO te vas a librar de que te pongan a parir, en ocasiones los mismos que se pegan a ti para pillar un poquito de la sombra de tu trabajo. Mucho listo es lo que hay, ¡caray!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola! Gracias por comentar.
      Te quería decir que en el post anterior de "Las sombras del Cosplay: el primer cosplay " explico que en realidad el cosplay es una afición preciosa. Al menos hasta que ves ese odio que se rezuma desde alguna esquina, pero eso es cosa de la gente, no de la afición en si.
      El hecho de que lo friki esté de moda debería de ser bueno para los frikis, las cosas son más accesibles, ya no hay que ir a escondidas... Pero parece que le hayamos cogido el gustillo a que nos llamen raros y nos jode que haya más gente como nosotros, lo cual es totalmente incongruente...

      Eliminar
    2. Totalmente deacuerdo: me encanta encontrar tiendas de cómics en cualquier ciudad que visito. Como todo en esta vida, que se haya vuelto popular tiene sus cosas buenas y sus cosas malas. Si hacemos balanza, hay muchas más cosas buenas, pero ya se sabe que las malas llaman más la atención.

      Eliminar
  2. Hola, la verdad muy buen articulo y estoy totalmente de acuerdo contigo acerca de ello. Yo si hago cosplay y me encanta el buscar cosas en mi casa que puedan ayudarme a que quede bien sin andar gastando tanto dinero pues es divertido ir a pasar el rato ademas de que la creatividad fluye mientras vas armándolo por así decirlo..
    Lamentablemente si se ve en los cosplayer que discriminan a quien le faltan pequeños detalles del personaje o cosas por el estilo pero supongo que algunos de ellos lo hacen por levantar su autoestima por que fuera de los eventos se nota como se la pasan tratando de llamar la atención para que les digan que como son lindas o que genial se miraban, y otros pues es por que ya trabajan en eso y les pagan por el trabajo que realizan o eso es lo que me han dicho algunos.

    Pero divertirse es lo que deberían de hacer siempre. ^-^

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola anonimo/a!
      Ya casi el mayor problema es que ni siquiera se critican los trajes. El que se gasten más o menos dinero depende de la capacidad y elección de cada uno. Y también es verdad que hay auténticas maravillas de cartón y churros de worbla...
      El problema son los insultos, la guerra continuada por hundir la reputación o la moral de alguien.
      El que alguien se crea con derecho o capacidad de vetarle un hobby a otro alguien, es algo inadmisible.
      Por eso animo a todo el mundo a hacer cosplay y mirarse el ombligo propio. Pasarlo bien independientemente de lo que hagan quienes os rodean.
      Pero sobretodo y ante todo, denunciad los abusos, injusticias, insultos y demás cosas que afean todo lo chulo del cosplay. Que esa gente que desanima a otra no quede impune.

      Eliminar
  3. Hola me ha gustado mucho el post y basicamentr es para contar una pequeña "anecdota" en el salon del manga de hace 2 años estavamos unas amigas y yo con cosplay, las 3 con uno distino (yuno Saha y la chica de watamote la cual nunca recuerdo el nombre) y un chico empezo a gritar enmedio del salon:"Diooooos!!! Soys mis personajes preferidos! Y encima las tres aqui juntas dioss!" Se nos arodillo y le pidio a uno de sus amigos que le hiziese una foto alabando de rodillas en el suelo, al final terminamos pasando la mayor parte del salon con el jajajajaja.

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Hola Raquel! Me alegro mucho de que te haya gustado el post.
      Me encanta tu anécdota, porque es justo el hecho que quería expresar cuando pido que disfrutéis el cosplay.
      Ibas con tus amigas, de personajes que os gustan a vosotras, independientemente de que sean más o menos famosos, ¡y le hicisteis el día al chico que os encontró! ¡Y él a vosotras!
      Eso es el cosplay. Eso tan sólo debería ser. Gente que se encuentra con personajes que adoran, ¡en persona! ¡En vivo! Y gente que lleva a la realidad a sus personajes preferidos y disfruta con las reacciones de los demás.

      Eliminar
  4. Simplemente me ha encantado, la manera de explicar lo que es hacer cosplay me ha enamorado. Dejarse influenciar por la competencia y la rivalidad en este mundillo te lleva a lo más oscuro sin dudarlo, y lo peor, es que una vez que te has metido en ese mundillo de criticas, envidias y odios rara vez se sale de ahí.

    A mi sinceramente, me alegra ir cosplayeada y que me pidan foto fans de mis series favoritas, conocer gente con mi mismas aficiones y que le gusten los mismos personajes y series que a mi ¿Que hay más divertido que eso? Ver que le alegras el día a unos y a otros. Me recuerda mucho a que hace poco fui con parte de mi grupal de Love Live y tres niños pequeños, los 3 cosplayeados de hecho, nos pidieron una foto super emocionados porque les encantaba la serie, y otra niña nos vio mientras compraba posters de esa misma serie con su madre y se emocionó y nos señalo mientras se lo decia a su madre. Esas cosas son las que los cosplayers ya no aprecian y es una pena, y por eso, sin duda, para mi siempre serán más divertidos esos momentos que el ganar un concurso y criticar a los demás por las redes sociales... ¡Gran artículo! ¡Mis dieces!

    ResponderEliminar
    Respuestas
    1. Por alguna razón tu respuesta no me aparecía notificada, perdona que no te contestara en su momento.

      Me alegra que te guste la manera en la que he querido expresar lo que yo siento que es el hacer cosplay, el defender que de verdad es algo bonito y agradable, que alguien se ha empeñado en destruir.

      En cuanto a la anécdota de LoveLive, el ver como alguien súper emocionado por el personaje te pide una foto, ¿casi que no te llena mas que la misma foto de un fotógrafo al que le has llamado la atención porque si? (que entiendo que esto también emociona, a todo el mundo le gusta que vean bonito su trabajo). Lo que quiero decir, es... ¿No es la emoción del fan la que retumba en tu cabeza en el momento de decir "me voy a hacer otro cosplay"?
      Hay cosplayers, muchos, que siguen apreciando eso, la cosa es que hay una minoría que hace mucho ruido, que son los que oscurecen todo lo bonito, y que desgraciadamente llaman la atención. Pero la idea de esta sección del blog es precisamente esa, tanto recordar a los cosplayers mas curtidos como empezaron y por qué, como empezar a limpiar del escenario a las sombras que oscurecen la afición.

      Eliminar
    2. Sin duda eso fue lo que más me ilusionó. Ver a niños, pequeños e ilusionados con que estaba ahí frente a ellos un personaje de una serie que les encantaba. Eso es lo que me inspira, aparte mi propio cariño y amor al personaje para seguir haciendo cosplay.

      Sin duda antes había más de este tipo de cosas, quiero decir. Cuando yo empecé a hacer cosplay sobre 2009 porque antes ni siquiera sabía que existían los salones del manga, porque no había internet, ni había amigos con mis mismos gustos por el manga y el anime, el ir de un personaje, aunque fuese sin peluca y de forma "cutre" era como: ¡Ay que ilusión por dios! y cuando te reconocían era como "Ay que me ha reconocido y le encanta la misma serie que a mi"

      Ahora es todo muy... "superficial" para algunos, y se eligen los personajes dependiendo de la popularidad de estos, y es una pena, aunque la verdad por otro lado siguen habiendo personas que tienen esa ilusión que nosotros teníamos y que no se dejan llevar por las masas de cosplayers...

      Espero que esta moda pase tarde o temprano, y que queden los que siempre hemos estado ahí, y sin duda la gente nueva que están ahora como nosotros estábamos hace años y que poco a poco resurja lo que verdad importa, y es la ilusión, las ganas y el amor por hacer el cosplay que nosotros amamos, sin importar la fama, las fotos, la popularidad y que se sigan alegrando las caras a esos que no se esperan ver x personaje en el salón, porque no es de una serie conocida, o porque simplemente se vuelven locos por el mismo personaje que nosotros.

      Eliminar

Publicar un comentario en la entrada

Entradas populares